Etapas

lactancia materna durante semanas 3 6

La lactancia materna durante la semana 3-6

Seguro que en este momento tu bebé y  tú habéis establecido un proceso de lactancia satisfactorio para ambos. Además te sientes mucho más cómoda  en esta nueva tarea. Recuerda que cuanto más prolongues la lactancia, mejor, pero que cualquier cantidad de leche materna tiene un efecto positivo.

Ahora que se tu bebé va a cumplir el primer mes de vida, la falta de sueño y las preocupaciones pueden hacer acto de presencia. Aunque tengas un niño sano y precioso, puede que no te sientas la mujer más feliz del mundo. Esto es normal, ya que cuidar a un recién nacido es  muy cansado. Pero si esta tristeza o  depresión se prolonga, puede que sufras una depresión post parto. Consulta con tu médico y habla con él de esta situación.

 

Los profesionales de la salud y especialistas en lactancia están para ayudarte con tus problemas o preocupaciones acerca de los progresos de tu bebé. También te ayudará mucho confiar y hablar con tus seres queridos y hablar con otras mamás. Es tranquilizador descubrir que otros muchos papás y mamás han pasado ya por lo mismo y han tenido sus altos y sus bajos.

 

Después de las 6 primeras semanas, tus esfuerzos se verán recompensados con la primera sonrisa de tu bebé. Es el momento en el que además, él pasa por una etapa de crecimiento, que durará 2 o 3 días, así que no te preocupes si tu bebé come con mucha frecuencia!

Semana 3

Durante estas primeras semanas, los bebés tienden a centrar  sus necesidades de alimento en determinados momentos del día (Por lo general durante la tarde y la noche)

La buena noticia es que tu bebé está empezando a desarrollar patrones de tomas y de sueño. Actualizar un diario puede ayudarte a identificarlos, llevando un registro diario de sus tomas, siestas, y las horas que duerme por la noche. Los patrones no son inamovibles, por ello debes esperar algunos cambios e incertidumbre durante los próximos 2 meses.

Si tienes cualquier preocupación, aunque sea pequeña, habla con tu matrona o habla con otras mamas para buscar respuestas y estar más tranquila

 

Lactancia materna y cólicos

Una de las cosas que puede preocuparte entre las semanas 3 y 4 son los cólicos (pueden aparecer desde la semana 3 y durar hasta el 4º mes). Ha click aquí para saber más sobre los cólicos del lactante y qué puedes hacer, pero no te preocupes en exceso


Si crees que tu bebé padece cólicos, te recomendamos que lo comentes con tu pediatra para descartar otras causas e informarte sobre posibles tratamientos o alternativas que pueden ayudarte a aliviar a tu bebé.

 

¿Te sientes sola?

Probablemente tu pareja se haya incorporado ya al trabajo- en España  son 2 las semanas que el papá tiene por ley, aunque si quieres saber más detalles, haz click aquí.

Muchas mamas se sienten solas, por eso te invitamos a que entres a nuestro foro.  

¿Por qué no descubrir un lugar donde compartir las experiencias vividas con tu precioso bebé  y charlar con otras mamás como tú?

 

Padeces depresion post parto?

Si te sientes cansada, agobiada, de mal humor, incluso con ganas de llorar, es perfectamente normal. Las primeras semanas son todo un reto para los padres. Tu vida cambia completamente y tu pequeño depende de ti para cubrir todas sus necesidades.

La falta de sueño es el principal problema, por eso es importante descansar cuando el bebé lo hace. Aunque a veces aprovechamos las siestas del bebé para hacer la casa, poner lavadoras, o planchar, la verdad es que ese precioso tiempo es mejor emplearlo en dormir y relajarse. Si no puedes dormir al menos puedes darte una ducha rápida y preparar un nutritivo snack.

Sin embargo, si sigues sufriendo cambios de humor y los sentimientos tristes y negativos siguen contigo, es mejor que hables con tu médico. Hay tratamientos compatibles aunque estés dando de mamar

Semana 4

Si tu bebé se ha enganchado bien y la lactancia está establecida, puedes empezar a pensar en la idea de sacar la leche y almacenarla. Le leche materna puede mantenerse en la nevera e incluso congelarse para alimentar a tu bebé con una cuchara o biberón. Esto permite al papa o a los familiares poder alimentar al bebé mientras tu descansas o sales un rato con tus amigos o tu pareja por la noche.

Ten en cuenta que tomar leche de un biberón implica un tipo de succión distinta, lo que puede confundir al bebé. Hay biberones ya pensados para evitar este problema, consulta en tu farmacia.

Lactancia materna y trabajo

Algunas mamas empiezan a extraer la leche pronto para almacenar suficiente antes de la vuelta al trabajo (en el congelador, la leche maternal puede mantenerse hasta 6 meses). `

La legislación española permite a la madre disfrutar de 16 semanas de baja desde el nacimiento de tu bebé (en el caso de partos múltiples, el descanso se amplia 2 semanas más por cada hijo), y una vez que te hayas incorporado, puedes disfrutar de 1 hora de lactancia dentro de tu horario laboral durante los primeros 9 meses de vida del bebé. Si quieres saber más sobre la legislación de la baja de maternidad/Paternidad, pincha aquí.

 

Pero mientras llega el momento de incorporarte al trabajo, tiene muchísimo tiempo por delante para disfrutar todo el día de tu bebé. Asegúrate de que te alimentas y te hidratas correctamente, saca a tu bebé a dar largos paseos si el tiempo te lo permite y socializa con otras mamás, en esta misma web o cerca de tu casa!
 

Semana 5

Hace un mes que tu bebé ha nacido y empezarás a sentirte más cómoda con la lactancia y también con el cuidado del niño.  Puedes dar el pecho en sitios públicos, no te sientas intimidada, ya que es un acto perfectamente natural.

Aunque todavía tu bebé se despierta con frecuencia por la  noche, él está más alerta durante el día. Hablarle, y cantarle le entretendrá y empezará a conocer el mundo a través de ti.

A los bebés les encantan las imagines y los dibujos, asi que si te gusta el arte, puedes llevar a tu bebé a un museo o a una galería de arte.

Si tienes cualquier preocupación o pregunta, aprovecha la próxima visita al pediatra. Mientras tanto, puedes visitar las distintas secciones de nuestra web, donde encontrarás información y ayuda de nuestros colaboradores.
 

¿Qué es la costra láctea?
Alrededor de las 5 semanas, algunos bebés empiezan a tener costar láctea (unas escamitas en su cabeza y algunas veces incluso en los parpados). Lavar el pelito a tu bebé todos los días puede empeorar la situación. Puedes intentar masajear su cabecita con un poquito de aceite de oliva antes de acostar al bebé.

 

Cepilla su cabecita por la mañana con un cepillo de bebés suave, y las escamas saldrán sin irritar su piel. La costra láctea puede resultar poco estética, pero no es peligrosa.

 

Granitos de leche

Muchos bebés presentan pequeños granitos blancos en su cara, normalmente en la nariz, barbilla y mejillas. En algunos casos, también en el paladar y encías. Estos granitos son conocidos por diferentes nombres según la región de España en la que te encuentres, pero "engordaderas" es el nombre más común. Es importante que sepas que no necesitan tratamiento y que acabarán desapareciendo.

Si el bebé se frota la carita y los granitos, la piel de alrededor puede enrojecerse también, pero esto no debe preocuparte. Por favor, no aprietes los granitos ni apliques ninguna sustancia en ellos. Si te preocupa el tema, habla con tu pediatra o enfermera.
Los expertos piensan que estos granitos son causados por la inmadurez de las glándulas que drenan la piel a través de los poros. Pero no deben confundirse con acné o eczemas.

Semana 6

La vista de tu bebé mejora, está incluso más despierto y espabilado y empieza a sonreir. Estimúlale y juega con él, háblale con frecuencia, incluso si solamente estás describiendo lo que estás haciendo.

Alrededor de la semana 6, otro "estirón" provocará que tengas más flujo de leche. Ahora ya tienes experiencia así que ten a mano todo lo que necesitas antes de poner el bebé al pecho.

Algunos padres introducen el biberón en esta etapa, empezando por una pequeña cantidad de leche materna extraída o leche de fórmula. Si mantienes la lactancia materna exclusiva, sería incluso mejor.
 
ENP Learn More Background

La ciencia del Early Life Nutritional Programming demuestra que la salud futura de tu hijo no está determinada sólo por los genes sino también por el entorno, que está en tus manos.


ENP Learn More Separator

Estudios han demostrado que solo una parte de la salud futura de tu hijo está relacionada con los genes.


Más información acerca de la Ciencia del ENP