¿Qué es el zinc?

El zinc es un mineral que promueve el rápido crecimiento celular que se produce durante el embarazo. Descubre qué fuentes de alimentos contienen este nutriente esencial.

¿Por qué es importante el zinc?

El cuerpo necesita zinc para la producción, la reparación y el funcionamiento del ADN: el patrón genético del cuerpo y la estructura celular básica. Además de ser esencial para el crecimiento, el zinc también promueve el sistema inmune, mantiene los sentidos del olfato y el gusto, y ayuda a que las heridas cicatricen. Un nivel demasiado elevado de zinc, sin embargo, puede llegar a reducir la inmunidad. La forma más segura de consumir zinc es a través de una dieta saludable.

¿Cuánto necesitamos?

Descubre cuánto zinc es necesario en cada etapa del desarrollo temprano del niño.

Durante el embarazo

Se recomienda que las mujeres embarazadas incrementen su consumo a una cantidad máxima de 20mg de zinc por día. Esto se debe a que sus suministros promueven el crecimiento y el desarrollo celular del bebé. También deberías obtener una cantidad suficiente a través de una dieta equilibrada, aunque las personas vegetarianas pueden consultarle a su profesional de la salud sobre el uso de suplementos. Al final de este artículo encontrarás sugerencias de buenas fuentes de zinc. Puedes controlar tu ingesta diaria con nuestra Herramienta de Nutrición.

Durante la lactancia

Las mujeres lactantes deben incrementar su ingesta a una cantidad máxima de 25 mg a fin de satisfacer las necesidades del bebé en crecimiento. La mayoría de las mujeres debería obtenerlo a través de la alimentación. Al final de este artículo encontrarás sugerencias de buenas fuentes de zinc. Puedes controlar tu ingesta diaria con nuestra Herramienta de Nutrición.

De la alimentación complementaria a la primera infancia

Una vez que, alrededor de los seis meses de edad, el bebé comience a consumir alimentos sólidos, comenzará a crear sus propias reservas de zinc. Se recomienda que tenga como objetivo una ingesta diaria de 5 mg de los siete meses al año de edad y de 10 mg desde los 12 meses a los 3 años. A continuación encontrarás sugerencias de alimentos adecuados para tu hijo. Puedes controlar la ingesta diaria de tu hijo en la primera infancia con nuestra Herramienta de Nutrición.

¿Qué alimentos son una buena fuente de zinc?

La biodisponibilidad del zinc (la fracción de zinc que el cuerpo utiliza y conserva) es elevada en la carne, los huevos y los mariscos. Esto se debe a la presencia de ciertos aminoácidos (cisteína y metionina) que mejoran la absorción de zinc.

También puedes encontrarlo en las legumbres, las nueces y los productos lácteos. No obstante, la absorción de zinc a partir de fuentes vegetales es más compleja debido al elevado contenido de ácido fítico, un compuesto que inhibe la absorción de zinc.

Las ostras son, de hecho, la fuente alimentaria más rica en zinc, pero los especialistas aconsejan que los niños en la primera infancia y las mujeres durante el embarazo y la lactancia materna no coman ostras crudas y otros mariscos debido al posible riesgo de intoxicación.

El zinc es un mineral esencial para promover el rápido crecimiento celular del bebé o niño en desarrollo. Pero es posible que consuma cantidades excesivas. Por eso, lo más conveniente es obtener una cantidad suficiente de zinc a través de una dieta equilibrada. Utiliza nuestra Herramienta de Nutrición para saber si tú o tu hijo obtenéis una cantidad suficiente.

Artículos relacionados

¿Tienes consultas relacionadas con la nutrición de tu bebé durante las primeras etapas de la vida?

Consejo experto para asesorarte las 24 horas del día, 365 días.

Información sobre nuevos productos Almirón

Teléfono

Llámanos GRATIS 24hrs / 365 días

900 181 797

E-Mail

Escribenos con tu dudas a almiclub@danone.com